Reseña de Doctora Aphra #8: Heridas Antiguas

Escrito por Mariana Paola Gutiérrez

Hoy os traemos la reseña del cómic Star Wars Doctora Aphra #8, pero como es habitual haremos un pequeño repaso de la historia para poder entender el contexto. ¡Vamos Bibliotecarios!

Resúmen:

Como ya sabemos Doctora Aphra está de nuevo haciendo lo que sabe hacer, encontrar los tesoros más raros e imposibles de conseguir y a demás obteniendo nuevos enemigos. Como Domina Tagge, jefa de la Corporación Tagge, quién puso precio por su cabeza, pero luego la contrató para robar una poderosa herramienta, tecnología experimental de hipervelocidad a un rival.

La misma podría cambiar la galaxia a favor de quien la comprendiera o utilizara. Para cumplir con su objetivo tuvo que volver a contactarse con alguien muy cercano de su pasado, Sana Starros, que para ser sincera no la recibió con los brazos abiertos, pero aún así la guío a quien podía brindarle información, a demás no se apartó de su lado fuera a donde fuera. Ellas terminaron viajando juntas a Dol’har Hyde, después de escapar de la despiadada general Vukorah y su sindicato del clan Inquebrantable que estaba interesada en poseer el mismo invaluable tesoro.


Doctor Aphra #8

Guionista: Alyssa Wong – Dibujante: Minkyu Jung. Portada: Joshua “Sway” Swaby. Colorista Rachelle Rosenberg.

Portada: Joshua “Sway” Swaby

Historia: Con spoilers

Esta nueva aventura de Doctora Aphra esta llena de peligros. Mientras nuestra querida Doc y Sana se encuentran en Dol’har Hyde para averiguar sobre Remy y su misterioso artefacto Nihil, un cantinero les comenta todo lo que el sullustano dijo en su bar repleto de contrabandistas.

La pista las llevo a las regiones más alejadas de la galaxia, dónde encontraron un paisaje muy particular. Unos acorazados Nihil eran parte de los árboles como si fueran algo intregal. Debían escalar y bajar ya que según el camarero, Remy encontró el hipermotor en una de estas naves y lo vendió en Corellia a un comprador de Midarr, el cual ellas creían que era Beol De’rruyet. A pesar de presentir que no encontrarían nada, deciden aceptar el reto.

“He leído registros de la República sobre los Nihil haciendo cosas imposibles con la velocidad de la luz. “… “Saltando cerca de los planetas”… “Parpadeando a través de campos de batalla casi instantáneamente”… “Era como magia.”.

Doctora Aphra a Sana Starros en la ruinas Nihil del bosque de Outer Rim

Mientras descendían, entablan una interesante conversación, sobre la importancia de este tipo de tecnología, la cual podría inclinar la balanza en el conflicto actual. “¿Beol De’rruyet cree que puede usar un artefacto Nihil para replicar ese tipo de viaje a velocidad luz?”… Y de pronto Aphra termina en el suelo abruptamente, pero sin mayores complicaciones.

Ya ahí, solo queda averiguar que podían desenterrar del pasado Nihil.

La historia nos lleva a Canto Bigth.

Lucky en postura de franco tirador se esconde en una cabina. Allí parece relajado a pesar de lo que está a punto de hacer, mientras canta una melodía para sí mismo y observa el escenario.

Los fathiers están en el último tramo de la carrera y el estadio abarrotado de gente. Lucky pretende acabar con un hombre que ha estado comprando deudas y obligándo a las personas a trabajar en sus casinos o impartiéndoles una paliza inolvidable. La presa parece eufórica por la carrera cuando hace su disparo a sangre fría, derribando a su oponente. El proyectil golpea al hombre en la cabeza y Lucky exclama: “A veces realmente disfruto de mi trabajo”.
Finalmente regresa a la casa de Delphis y se encuentra con Ariole quien había atacado a su hermano. Aparentemente Delphis tiene algo planeado para los dos.

Volviendo con nuestras aventureras….

Aphra comienza a indagar en la sala de control, mientras continúan charlando. Y otra vez las viejas diferencias entre ambas salen a la luz. Chelli le indica que le es difícil obtener algo, sin sus Droide en ese instante. Y Sana le pregunta que pasó con los suyos, a lo que Aphra responde que son independientes y vuelve al ataque, cuando le expresa a Sana si sus amigos rebeldes, especialmente la princesa, la habían abandonado a su suerte.

“No todo el mundo ve a la gente como desechable o fácil de tirar. De la forma en que tiraste a Tolvan… ” Dijo Sana. Eso fue un golpe directo al corazón. Lo que disgustó a la Doctora. “No sabes nada de lo que pasó con Magna” contesta duramente Aphra.

Entonces Starros vuelve a insistir sobre si había encontrado algo al revisar esa tecnología desconocida, quizás para restarle importancia al momento tan incómodo o para hacerle saber que “no” era una escena de planteamientos románticos.

Concentrada nuevamente en su trabajo, entró al sistema para hacer un descubrimiento interesante. El sistema, la tecnología que todos buscaban es aún más compleja de lo que parecía. A demás la persona que lo compró no tiene todo lo que se necesita para que funcione. Ahora debían seguir el camino a Midarr para demostrar el asombroso descubrimiento, pero cuando parecía que la tranquilidad reinaba a pesar de los entredichos, Vukorah viene por ellas y ambas deben decidir si escapar con vida o obtener parte del preciado tesoro que acababan de revelar.

Finalmente, son atacadas desde el cielo y corren por sus vidas, pero algo así no podía terminar bien. Sana estaba mal herida y ambas caían al vacío peligrosamente.

¿Cómo seguirá está atrapante historia? ¿ Sana seguirá el viaje con Aphra o ella tendrá que partir sola?. ¿Ambas están bien después de su discusión y de esa enorme caída?. ¿Cómo continuará está aventura?… Lo sabremos en el próximo número de Doctora Aphra que saldrá a la venta el próximo 21 de abril.

Curiosidades:

Path engines:

Path engines
Naves Nihil

Motores de ruta o de caminos Nihil, los encontramos por primera vez en la “Luz de los Jedi” de Charles Soule. La Tecnología Nihil era un dispositivo especial implantado en las naves. Este motor permitía el acceso a rutas hiperespaciales secretas, que normalmente se consideraban imposibles de navegar. Estas coordenadas se conectaban al motor desde una fuente remota. El motor de ruta fue llevado al Nihil por el primer Ojo, Asgar Ro, quien a su vez tenía un as en las manos, un complemento asociado a los motores de ruta, Mari San Tekka; quién fue secuestrada y trabajó para los ojos (Asgar y Marchion Ro) sin intención de hacerlo, pensando en realidad que era una especie de protectora.

Como bien refleja Aphra, después de leer los registros antiguos de la República galáctica, los motores les permitían moverse por el hiperespacio de una manera extraordinaria, a distancias imposibles. Creo que se refería a la batalla de Kur, donde la Defensas de la República galáctica de Lina Soh, grupos de civiles valientes incluidas la pareja de Joss y Pikka Adren y la orden Jedi confrontaron a la tempestad de Kassav en una batalla que terminó con muchas vidas entre ella la de Jora Malli y cambió la visión de los integrantes de la República con respecto a los merodeadores Nihil, considerando prácticamente su erradicación de la galaxia.

Fathiers:

Los Fathiers eran una especie de cuadrúpedos que pudimos ver en acción en la película Los últimos Jedi, cuando Rose, BB8 y Finn van en buscada de ayuda a Canto Bigth. Eran domesticados y utilizados en carreras por los ricos habitantes de ese lugar. Fueron liberados por nuestros héroes antes de dejar el planeta, rumbo a una nueva misión.

Mi OPINIÓN:

Debo comenzar diciendo que el guión de Alyssa Wong no deja de sorprenderme nunca. La historia cada vez es más entretenida. A demás no solo han conectado a nuestra querida doctora Aphra con The Wars Of Bounty Hunters, sino también con la Alta República. Esas conexiones hacen de la historia un complemento fundamental para el Canon actual.

En cuanto a eso, me hizo dar cuenta de lo peligroso que sería si esa tecnología cayera en manos equivocadas. Realmente marcaría la diferencia. Los Nihil hasta ahora en las historias de la Alta República han demostrado que son una herramienta útil para conseguir sus objetivos. Y la República no ha encontrado como contrarrestarlos hasta ahora, salvó por la astucia de Pikka Adren y la sensibilidad de algunos Jedi.

Otra vez tuvimos está mezcla de acción por la misma aventura y esa pizca de discusiones románticas o reclamos amorosos, los cuales le dan a la trama una sensación de telenovela y película de Indiana Jones. A su vez me intriga la situación de estas dos aventureras, Sana no se encuentra bien y la portada adelanto de un próximo capítulo no hace más que darnos una sensación de despedida. También quiero saber que hará Chilli con lo que acaba de aprender sobre los motores Nihil. Ese conocimiento en manos de Aphra es peligroso (!Jajajajaaj¡)

Sigo diciendo cada vez que tengo que leer y observar el arte, los colores, viñetas y sobretodo el guión, que este equipo no deja de sorprenderme y tengo muchas ganas de saber más. No puedo esperar para disfrutar el próximo y el próximo.

Historial:

*ADELANTO DEL CÓMIC DOCTORA APHRA #9

*RESEÑA DE STAR WARS DOCTORA APHRA #7

*RESEÑA DEL CÓMIC STAR WARS DOCTORA APHRA #6

*RESEÑA DE DOCTORA APHRA #5

*RESEÑA DEL CÓMIC STAR WARS DOCTORA APHRA #4

*RESEÑA DEL CÓMIC STAR WARS DOCTORA APHRA #3

*ENTREVISTAS BIBLIOTECA JEDI: A TRAVÉS DE LOS OJOS DE MARIKA CRESTA

Espero que hayan disfrutado de una nueva reseña y como decimos aquí, que la lectura os acompañe, siempre.

Un comentario el “Reseña de Doctora Aphra #8: Heridas Antiguas

  1. Pingback: Reseña de Doctora Aphra #9: Si Aphra y Sana fallan, la Galaxia caerá también | La Biblioteca del Templo Jedi

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: